Publicado en Cuentos y Relatos

El Héroe Desconocido parte 2


112.-

Bueno hace nada, nos dejó un prolífico autor de ciencia ficción realista, sí, creo que se apega más a lo que quiero ser y alguna vez lo dije, Ray Bradbury nos dejó terrenalmente, pero su gran legado está poderosamente ligado al lado humano de las cosas que curiosamente nos han pasado o están por pasarnos.

No me queda más que segmentar mi cuentito en 3 partes, la tercera será dedicada a este señor que bien se merece algo especial.

-“Siempre hemos sido polvo de estrellas”

 

 

___________________________________________________

 

      Allá en esa silla puedes sentarte Daniela, te contaré la historia del mayor Alan Duke, el condecorado astronauta, héroe de muchos se sentó a un lado y comenzó a hablar:

Era aun muy inexperto sin embargo esa vez salvé la estación espacial de que cayera en Sudáfrica, pude suplir al capitán de la nave con gran valentía y mucho esfuerzo, pro pude cambiar el rumbo de la nave y caer más allá del mar—Sí, eso sí sabía señor Duke, eso es lo que más me tiene admirada—No comprendes jovencita, a partir de ahí mi vida fue un caos, los medios masivos de comunicación me acosaban y recibí una propuesta arriesgada, fascinante, pero en fin, una trampa de la cual no he salido en décadas.

¿Qué clase de oferta estamos hablando? A mi parecer ha vivido para ser el mayor héroe terrestre de la historia—la oferta fue que me convirtiera en un personaje, ves a tu alrededor los carteles y tantos videos de mis hazañas, no era yo— ¿De qué me está hablando? Eso no es verdad, lo vimos hacer todo eso—No niña, eran dobles míos, clones para ser precisos, yo soy el original, por eso me veo más viejo en persona, no tengo la fuerza de mis clones, lo que sí sé es que tienen un código de barras en su muñeca izquierda, son 3 clones míos, uno de ellos es el que sale en los carteles y videos oficiales, lo hicieron con algo más de juventud que yo, como si el tiempo no pasara sobre mí, el número 2 fue destruido al acercarse a la órbita de Mercurio, esa misión era para según hacer historia y convertir al Mayor Duke, o sea yo, bueno mi clon, en el primer ser humano en aterrizar sobre un asteroide, ese estaba orbitando Mercurio

, sin embargo su nave falló, de ese acontecimiento se borraron las pruebas, el tercer clon aun vive, pero su paradero lo tienen en secreto máximo.

Vivimos una realidad paralela respecto a todo lo que tú conoces; hace muchos años que este mundo no es el mismo que llegué a conocer; a mí La Federación de Comercio Espacial, me ofreció ser la imagen, el portaestandarte de las causas buenas y positivas, por eso crearon la leyenda del astronauta héroe, yo mi estimada niña, soy un invento de la publicidad, sin embargo fue muy cierto que salvé a esa estación espacial de caer en Sudáfrica hace 20 años, lo demás fue creado ex profeso para incentivar a los niños a que se enrolaran en puestos claves para la carrera espacial para ir a Marte, era su estímulo llegar a ser como yo, bueno a como lo habían dibujado.

¡No puede ser! Eso que me está diciendo es mentira—Sinceramente es muy duro incluso para mí decirle esto a una niña, pero llevo años queriendo decirlo, mi matrimonio es una farsa publicitaria, mi carrera también lo es, pero yo no quiero ser luego descubierto y ser llamado el mayor farsante del futuro, yo solo soy un hombre que tomó una decisión errónea, me ofrecieron los cuernos de la Luna para “animar” a los niños de aquel entonces, hoy en día me arrepiento pues todo es falso.

Daniela asombrada y aun con la impresión de la noticia de que su mayor héroe no era lo que le habían dicho, tomó fuertemente entre sus manos la libreta y preguntó: ¿Me puede decir qué es esto? Sé que lo atesoraba mucho.

Eso es mi diario personal, eso relata mi historia verdadera, el contenedor de desechos tóxicos nunca existió, mientras daban la noticia yo me encontraba de vacaciones pagadas en una paradisiaca playa perdida, yo me enteré mucho después y solo fingí regresar en la nave espacial averiada a la Tierra para la foto de los medios de comunicación.

Yo no entiendo nada de verdad señor Duke, ¿para qué tomarse tantas molestias y engañar a todo el planeta? Eso es algo que aun no sé Daniela, he ido a Marte, pero solo en las primeras misiones, luego se me prohibió ir allá, las comunicaciones y mira, no te miento—Duke se dirigió hacia la pantalla principal de ese salón y encendió un comunicador y dijo—¡Marte 2 les habla el mayor Alan Duke, este es un mensaje de prueba—El silencio asomaba por los altavoces, sin embargo, un sonido rítmico en forma de bips a intervalos de 5 segundos se dejaba escuchar, era lo único audible—Ahora comprende Daniela, sé que ahí hay miles de personas, 2 bases espaciales y varias naves, pero llevan meses sin emitir comunicación, ni a mí se me tiene dicho qué está pasando, las transmisiones que se dan a la Tierra son falsas, se tiene engañada a las familias diciéndoles que yo soy su único enlace y que están ensayando una nueva fuente de energía y por eso cortan transmisiones.

Bueno, te voy a pedir un favor, llévate ese diario, léelo y estaremos en contacto, quiero hacer algo de lo que realmente la gente vea que de verdad sea alguien perdurable y de verdad un héroe, quiero regresar a Marte y averiguar qué está pasando ahí, la Federación comandada por el Vicealmirante Bradbury tiene mucho qué explicarle a toda la gente de este planeta y quiero que seas parte de esto, les pediré a tus padres que me acompañes a Marte, no creo se nieguen, es un viaje de rutina después de todo, o eso les haremos creer a todos.

Daniela estaba ante la oportunidad de indagar en la verdadera historia del Mayor Alan Duke y de poder, viajar al planeta Marte a desenmascarar a quienes propusieron un héroe ficticio ¿para qué propósito? era la pregunta vital.

  Una gran aventura estaba por comenzar…

 

_________________________________________________________________

Próximo post: Capítulo final dedicado a Ray Bradbury

El misterio del planeta rojo

Anuncios

Deja un comentario o una idea

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s